Todo sobre testamentos, herencias y sucesiones
Hoy me siento más persona, y quiero darle las gracias al Testamento Solidario

Hoy me siento más persona, y quiero darle las gracias al Testamento Solidario

Hoy me siento más persona, y quiero darle las gracias al testamento solidario

Hoy me siento más persona y quiero compartirlo

A veces la vida deja momentos muy buenos y este es un de ellos. Quiero compartir la experiencia que he tenido hoy al hacer testamento solidario con todos vosotros, porque creo que a más de una persona le gustará sentirse como yo me he sentido.  Hoy simplemente me he sentido más persona.

Soy Juan, padre de familia felizmente casado con mi esposa Ana y padre de dos bellísimas niñas Anita y Lucía a las que veo y disfruto menos de lo que querría porque viajo una semana al mes al extranjero por motivos laborales.

Qué bonita es la vida en familia

Durante las pasadas vacaciones de verano, nos lo hemos pasado en grande,  disfrutando de los mejores rincones de la costa de Cádiz, yo como cada día me levantaba temprano a comprar el pan, el periódico y algunos días también compraba unos cromos de la Patrulla Canina para la pequeña y la revistas preferidas de la mayor.

Juntos desayunábamos en familia mientras yo hacía uno de los rituales que hecho más en falta durante el resto del año. Tomar café con calma mientras voy leyendo el periódico tranquilamente.

Entre artículo y artículo como aquel que no quiere, levantaba la cabeza y comprobaba que mi familia seguía feliz a mi lado. Este acto reflejo se incrementaba de forma inconsciente siempre  que llegaba a la sección de noticias y sociedad del periódico. Muchas veces se me ponían los pelos de punta al leer que a no muchos kilómetros de dónde estábamos disfrutando de nuestras vacaciones muchos niños estaban pasando hambre.

Algunas veces incluso coincidía que Anita la menor, a quien le cuesta comer más que a su hermana, decía que no le gustaba el desayuno y que no quería comer más…y aquel pan tierno que había comprado y buena parte del jamón con el que había preparado el desayuno su madre iban a la basura, sin ningún tipo de escrúpulo.

Se me rompía el corazón al pensar que esos niños que estaba viendo en el periódico no tenían ni tan solo agua o comida para todo el día y que incluso no teníamos que ir tan lejos porqué en pueblos cercanos a Cádiz también habrían niños pasándolo mal por una cosa que muchas de las familias no les dábamos el valor que tiene.

No podía ni pensar que mis niños tuvieran ni un minuto la sensación de faltarles comida, agua o un abrazo familiar.

Mi familia primero pero y el mundo que les rodea también

Durante estos días mi mujer y yo hemos hablando muchísimo sobre el futuro de nuestros niños y que sería de ellos cuándo nosotros no estemos. La verdad es que ha sido durísimo afrontarlo pero ya que tiene que pasar, lo mejor, es que pase con todo bien atadao.

Nuestra gran preocupación eran las niñas y con Ana decidimos que teníamos que empezar ha hacer el testamento ya, porque el final de la vida es incierto y no podíamos estar tan alegremente a merced de que pudiera pasar algo sin haber protegido a nuestras grandes pequeñas mujercitas.

Pero en mi mente continuaban aquellas imágenes que por desgracia veía muy a menudo en el periódico mientras desayunaba y agradecía al mundo que hubiera escogido a mis niñas vivir en él, pero maldecía que en otros sitios otros niños tuvieran muchísimas dificultades. El mundo no era aquel idílico que relataba en cuentos mientras poníamos a las niñas a dormir.

La verdad es que sentía muy  fracasado de no poder hacer nada más para cambiarlo, y eso me tenía preocupado y no disfrutaba igual de mis desayunos y el periódico.

En una de las numerosas cenas que hacemos cada verano con los amigos que hemos ido haciendo en Cádiz, salió el tema de la importancia del testamento para proteger a los tuyos. Muchos de los papás que estábamos en la cena no habíamos hecho el testamento porque pensábamos que la vida era muy larga y que ya lo haríamos en un futuro, pero era justo el día que murió Ángel Nieto después de ser embestido en un semáforo por un coche. También coincidía con una ola de las enésima noticias de refugiados… y nos invadió la prisa de hacer el testamento urgente.

Fue entonces cuándo empezamos a buscar por internet y vimos que podíamos iniciar los trámites online

Encontramos la web de Testamenta el primer portal en España para hacer los trámites del testamento online, esa fue nuestra primera gran sorpresa. Se podía tramitar el testamento de forma online esa misma noche y en ese mismo momento. Pero eso no fue lo mejor, lo mejor fue que mientras navegábamos por la web dimos con la sección testamento solidario, algo que inconscientemente había rondado por mi cabeza todas las mañanas mientras leía el periódico viendo a mis niñas desayunando.

La experiencia fue increíble y llegó a su punto álgido cuándo vimos un vídeo que nos llego al corazón. El vídeo era de UNICEF y bajo el lema “Vidas que dan vida” vimos reflejado en él aquello que exactamente queríamos. Dar vida a nuestras niñas a la vez que dábamos vida a otros niños que lo necesitaban.

 

Ana y yo iniciamos online y esa misma noche los trámites justo después de acostar a las niñas en el apartamento. La experiencia fue tan alegre y triste a la vez que desencadenó en una de las mejores noches que hemos pasado con Ana… hablando de los que queríamos a nuestras niñas e imaginando cómo serían ellas cuándo no estuviéramos… una experiencia muy extraña pero que nos dejó muy contentos.

Hoy me siento más persona, la verdad, y todo gracias a qué de una forma muy fácil he podido escribir parte del futuro de las que más quiero a la vez que he hecho que el mundo que nos rodea sea un poco mejor.

He querido compartir este relato en abierto porqué al igual que Ana y yo estamos muy felices queremos que otras familias también lo puedan estar y se sientan más personas gracias al testamento solidario.

Juan padre de una gran familia a la que deseo un futuro muy bueno.

 

**Esta es la historia basada en hechos reales de un cliente de Testamenta que ha querido permanecer en oculto pero que tiene las características similares a las que se comenta en el relato.

¿Cómo hizo Juan su Testamento Solidario? UNICEF y Testamenta

Con el Testamento Solidario puedes unirte a esta campaña y formar parte de sus vidas para siempre. Con Testamenta si haces un Testamento a favor de UNICEF éste te sale gratis gracias a la campaña Testamento Solidario Gratis. En Testamenta ser solidario tiene premio, con lo cual si nombras a UNICEF en tu Testamento todo el trámite y la gestión te salen gratis a coste cero.

Testamento Solidario es la manera de colaborar con UNICEF para que puedan seguir defendiendo los derechos de la infancia. Se puede colaborar declarando a UNICEF heredero Universal en el caso de que no tengas herederos; Co-Heredero en el caso de que quieras dejar tus bienes a más de una persona, puedes nombrar a UNICEF co-heredero. Señalando el porcentaje asignado a cada una de las partes. O bien haciendo un Legado Concreto, es decir, que puedes legar solo un bien concreto a UNICEF. Incluyendo a UNICEF en tu testamento puedes salvar muchas vidas.

¡Te animamos a que entres en nuestra página web y disfrutes de la misma experiencia que Juan al hacer el testamento solidario!

 

[Total:1    Promedio:5/5]
Banner Middle Post

Sobre el autor

Testamenta

Testamenta es la primera solución para iniciar los trámites del testamento online. Si quieres hacer el testamento entra en www.testamenta.es

Posts relacionados

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Banner Final Post